Visitando al recien nacido...

Hace unos días salió la conversación sobre los "recuerdos" para quienes van a visitar a los bebés en la clínica, yo hice cortocircuito!.

Suelo cuestionar algunas formas de la sociedad porque muchas son herencias y costumbres de épocas que en nada se parecen a la de hoy. A veces no vale la pena ir contracorriente, otras si.

Cuando un familiar o amistad cercana tiene un nuevo bebé es natural acercarse a visitarlo en la clínica. En particular hay un par de costumbres locales que les doy mi opinión.

1) Se estila que el anfitrión (papá del bebé) tiene preparada una cava con una botella y hielo para ofrecer un whiskey a los visitantes. Esto en el propio cuarto donde de a ratos hay un bebé recién nacido y la mamá aún está saliendo de la anestesia y adolorida. Discúlpenme pero esto no tiene sentido!. Con 3 bebés recién nacidos y MamaDe3 recién operada no habrá caña (alcohol) en el cuarto de la clínica! Sorry! se los debo...
(Si! en mi país eso es casi la norma... que pena!)

2) A los visitantes se les da un presente, típicamente un detalle de "Gracias por venir a conocerme" con el nombre del bebé. Lo último que uno necesita en esta etapa prenacimiento es tener que buscar recuerdos para que luego de obsequiarlos queden olvidados en algún rincón. Es lo que dicta la etiqueta, me parece que la etiqueta tampoco tiene mucho sentido. Normalmente uno sale de la clínica diciendo "y ahora qué haré con esto?" al menos yo... Quien va a conocer a un bebé va con la intención de llevar un saludo, no de devolverse con un regalo. Aquí no vale que me oponga... la familia seguirá la etiqueta! =S Al menos intentaremos buscar algo que tenga algún tipo de utilidad.

7 comentarios:

Faith dijo...

Hola! Seguro eres venezolano, paisano! jajaja

Lo del whiskey en la clinica si no lo habia escuchado nunca, y me parece de mal gusto y una falta de respeto para con la mamá, el (o los) bebés y con la clínica como tal. He escuchado lo de "beberse los miaos" o "beberse los orines" es decir, ir a beber con los amigos por cuenta del nuevo papá para brindar por el nuevo bebé. Tampocolo comparto, está bien que se quiera celebrar un nacimiento pero hay mejores formas de hacerlo que bebiendo y alejando al papá de su hogar, donde está una mamá recién parida o recién operada, enfrentandose a una nueva vida, con posible depresión post parto, requiriendo compañia, apoyo y ayuda, no con ánimos de atender a un borracho que llega de celebrar. Disculpa pero me enoja esta costumbre....

Lo de los recuerdos, yo lo hice, pero no a propósito. Resulta que habia encargado unos recuerdos para el baby shower y después por cuestiones hormonales ya no lo queria hacer, y deje esos recuerdos para los que fueran a conocer al bebé, claro, para la primera docena y media de personas que vinieran (y como tenia de dos modelos, no faltó el que dijera: dame uno de cada uno). Eran unos bebecitos en una plaquita de madera. Al final si me hicieron el baby shower, pero de recuerdo dí unos dulces de leche (tipicos de Falcon) de color azul envueltos en una organza y una tarjeta.

Te propongo para tu caso, lo que yo haría de tener que pasar de nuevo por ahi: Tener el tarjeton para que los visitantes escriban un saludo o sus buenos deseos a los bebes. De recuerdo, para no gastar mucho (que es la idea), diseñar unas tarjetas bien bonitas en la computadora, con un mensaje o una oración por la salud y vida de los bebés (puede hasta ser de tamaño de la mitad de una hoja de papel carta), un dibujo adecuado (3 bebes, 3 cunas, 3 chupones, etc) y se imprimen en una cartulina opalina de esas bonitas que ahora hay, y se adorna luego con un lazo, o unos chuponcitos plasticos, o lo que se ocurra..... Ya me olvidaria de muñequitos y esas cosas.... a mi misma no me gusta tener la casa llena de recuerditos y muñequitos, asi que, porque llenar las casas de los demás con muñequitos?

Bere dijo...

Totalmente de acuerdo contigo y con Faith, la verdad yo también cuando voy a visitar al bebé, no espero recibir nada, ya con verlos es suficiente bendición, también creo que es recomendable que las visitas no sean muy largas! Cada mujer es diferente, pero en general y si es primeriza, lo que uno quiere es descansar, disfrutar a su pequeño, poder bañarse, y sobre todo, tener algo de privacidad para la lactancia.

Pero bueno, cada uno tendrá su opinión. Aquí en México se usa también dar presentes a los visitantes: si fue niño, un puro (ignoro para qué, si es malísimo fumar y peor enfrente de un bebé), y si fue niña, chocolates.

Saludos!

Faith dijo...

Ay! y que decir de las visitas que no se van hasta que no carguen al bebé!!! A mi me visitó una prima que hasta me pidió que despertara al bebé para verle los ojos, que lo sacara de la cuna para cargarlo. Yo mas bien, cuando visito a un bebé recien nacido me acuerdo de los animales, que si te acercas a sus cachorritos recien nacidos te muerden!!! jajajaja Es que hay que ser muy consciente y ponerse en el lugar de los padres, y no todo el mundo lo hace.

Bea: mamá de los trillizos dijo...

Hola, yo que viví la experiencia, recomiendo que se queden en la suite de la clínica, allí habrá espacio para todos, tener trillizos no es algo tan común todavía. En los días que me quedé en la clínica di 90 recuerditos que yo hice en el tiempo libre de mi reposo. Quiere decir que fue muucha gente. Igual mente estas habitaciones brindan espacio para la hora de amamantar y así dejar fuera del cuarto a todo el mundo. Nosotros pusimos whisky y algunos pasapalos o canapés, snaks tipo doritos, maní, aceitunas, la verdad sabíamos que iban a ir y así lo quisimos, pero es algo muy personal como tú dices.
También repartimos unos recuerditos a las enfermeras que cuidan a los bebés, sin duda ellas hacen su trabajo, pero no está de más hacerles un detalle. (Pueden ser unos chocolates)

Yo hice jabones tanto para la visita como para las enfermeras, algo útil, lindo y barato... me entretuve haciéndolos y fue perfecto!

Bea: mamá de los trillizos dijo...

Ah!!! algo que se me olvidó comentarte. Como es una cesarea normalmente dan 3 días nada más. Pidan que le agreguen al menos 2 días adicionales. Yo entré un miércoles y salí un domingo... fue perfecto y mandamos mensaje para que todos nos visitaran a la clínica. Nada de ir a la casa. Normalmente en la casa se instalan y allí es más fácil que carguen a los bebés. Pero la verdad con la adaptación es un fastidio que llegue gente en el momento menos inesperado! A nosotros con todo y que nos quedamos esa cantidad de tiempo, hubo muchos que igual fueron a la casa... Uno se adapta, pero no es lo recomendable...
Las visitas que uno espera en casa son los amigos o familiares que realmente van a ayudar, no los que quieren ir porque son 3 :s

MARIANGELLA dijo...

Aun no soy madre pero si he visitado a varias y se que lo más importante es que la Madre debe estar comoda y agusto en el entorno para descansar y agarrar fuerzas para lo que viene, por cuanto con 1 solo bebe casi no se duerme, pues no me imagino con 3.

Las trivialidades sociales son siempre una pega (como dicen en Spain) pero buena a algunos podrás complacer y otras cosas te las podrás saltar.

Animo y cuando llegue ese día disfrutalo como como nadie.

Mglla.

Nereida dijo...

Mi estimado amigo,no dejes por fuera aquello de "regalar flores",las cuales en la mayoría de los casos la gente se empeña en enviar a la clínica y uno no tiene idea de dónde meterlas en el carro al salir, claro esta amén de que hoy en día (gracias a la insistencia médica) lo prohiben por aquello de las posibles alergías a los bebes, así que de antemano da las gracias por el detalle pero que las envíen a tu casa unos 3 días despues del alumbramiento no?.

En lo personal le dije a mis amistades que por favor no me visitarán el mismo día de la cesárea, pues no tenía sentido: primero aquel malestar y fastidio para moverte (esta una toda conectada a sueros y medicinas y molesta un poco a pesar de la "bomba" de calmantes) y segundo no podía hablar por aquello de que te llenas de gases y es peor, entonces para qué ir?. Por supuesto les agradecí su interes y buenos deseos y todos concordaron de que no era buena idea, que conocerían al bebe despues. Lo que indica que todo es cuestion de comunicación: decir lo que se quiere. Mi experiencia fue buena, solo la familia más allegada: padres y hermanos, los demás a partir del 2° día o en casa. Ah y lo de los recuerdos, estoy completamente de acuerdo y en caso de querer uno, a mi juicio lo mejor es una foto, en donde al pasar los años y si el contacto sigue al verla diran: "te acuerdas de ...tan lindos (as) miralos, unos angelitos que rápido pasa el tiempo parece que fue ayer, ya son unos hombres y muejeres hechos y derehcos...y mirate mi amor tenías la cabellera completica y yo delgadita..." Recordar es vivir, qué mejor "recuerdo" para recordar?

Nere

Publicar un comentario